Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola

Español

Galería de arte, Valencia (España)


Contraluces

No sólo son revistas de modas, con toda su jerga de outfit, must-have, front row, y demás adláteres. Ahora se topa una a cada paso con low cost, spoiler, slow food, management o tiendas con rótulos ingleses, o folletos ídem ídem… Y acabo de oír por la radio, en un anuncio, power to you, asi, como si nada. El inglés se nos ha colado por todos los resquicios, y yo creo que esta invasión incluso, de modo subconsciente, influye para trastornar el equilibrio personal a la hora de hablar o de escribir. De no ser por ese revoltijo meta-lingüístico que provoca, no se explicaría que en mi artículo del pasado jueves hubiera desaparecido repetidamente la “e” al final de la palabra noire al referirme a la petite robe noire (en francés “robe”, “vestido”, es vocablo femenino; por eso no debe escribirse “noir” sino “noire”). Y en esta ocasión no cabe atribuir la culpa al consabido duende que habita en toda relación periodística solamente , sino que yo misma incurrí una vez en el error. ¿Se podrá atribuir a la marea inglesa infiltrada en el cerebro tal como se extienden sus exquisitas mermeladas sobre la tostada del desayuno…? Vaya usted a saber.

Para desechar perplejidades y disipar nieblas, lo mejor ha sido reencontrar a Fabrizio Corneli, que después de cinco años, vuelve al espacio Arte de Ana Serratosa. Su exposición también lleva título inglés, por cierto: Speed of Light, pero esa “velocidad de la luz” abre un horizonte sorprendente, un complejo juego de luces y sombras cuyo resultado, a medias pintura y escultura, se plasma en obras de difícil catalogación, que si sitúan fuera de cualquier corriente actual para sumergirnos en un mundo mágico, adivinado en sueños. Tan naturalmente imbricado con la poesía, que llega de la mano del poeta valenciano Jaime Siles. Su introducción en el breve catálogo es un análisis de alto nivel intelectual y expresivo que indaga a fondo en esa puesta en escena de la luz en continuo diálogo con la sombra, generando un “arte mixto” , tan sugerente como insólito.

A la misma altura estuvo la magnífica presentación oral que Siles hizo al inaugurarse la original exposición, ante el propio Corneli y un selecto grupo de invitados. Entre ellos, Charo Mínguez, Meye Maiz, Ana Dualde, Judith Valiente, Chimo Iborra, Richard Früsolsen, Sres. De Ríos y de Serratosa y Alfonso Pascual. Arte y literatura se conjugaron en el elegante espacio, brindando a la asistencia una oportunidad fuera de lo común y una cordialísima acogida.

Mara Calabuig